Mr. Robot, primera temporada: imperdible


No puedo creer lo BUENA que es Mr. Robot. Es una serie para ver y rever, porque esconde tantos detalles y está tan bien hecha que te vuela la cabeza una y otra vez, no importa cuántas veces la veas: yo misma lo comprobé, mirando el primer capítulo 4 veces. Sólo en ese capítulo hay TANTO para reseñar, que no sé cómo voy a escribir esto sin enloquecer como Elliot y mandar a la sociedad a la con…

Bueno. Mr. Robot.

Básicamente, seguimos la historia de Elliot (Rami OJOS DE ENSUEÑO Malek), un chico con algún tipo de trastorno de ansiedad social con tintes paranoicos, que creo que es un trastorno de la personalidad esquizotípico, aunque eso es discutible una vez terminada la temporada, que por cierto QUÉ BUENA TEMPORADA.

Tengo que parar de divagar.

Elliot no soporta el contacto corporal, siente todo el tiempo que algo está mal con la sociedad y es incapaz de expresar sus pensamientos. Además, es un genio de la programación, computación, hackeo y demás cosas que yo soy completamente incapaz de hacer. Trabaja como técnico en una empresa de “ciber-protección” (la verdad no sé cómo se denominaría eso, se supone que protegen a otras empresas de hackeos y malware, cosas así) llamada All-Safe. La verdad es que se aburre bastante en su trabajo, pero está allí por Angela (Portia Doubleday), su mejor amiga de la infancia (que la verdad tiene merecido el cielo hija mía, qué paciencia para ser amiga desde la infancia de un chabón con trastorno esquizotípico).


Un buen día, la empresa que supone el 80% de los ingresos de All-Safe sufre un ataque brutal por parte de una asociación de hackers llamada fsociety, que Elliot logra detener exitosamente. Sin embargo, esta asociación lo deja intrigado, y cuando un misterioso vagabundo que lleva “Mr. Robot” escrito en el frente de su gorra (Christian Slater) le pide que lo acompañe para mostrarle algo, Elliot acepta.

Mr. Robot le muestra la sede e integrantes de fsociety, un grupo de piratas cibernéticos cuyo objetivo es derrocar no sólo el capitalismo, sino el sistema monetario en sí, bajo la premisa de que el dinero no existe: sólo son papeles impresos y números en una cuenta bancaria, es una fantasía que nos esclaviza y sostiene un sistema donde unos pocos gozan y la mayoría sufre.

Así empieza una revolución cibernética que busca derrocar, paso a paso, al conglomerado más grande y fuerte del sistema: E-Corp. Algo de lo que no me di cuenta la primera vez que vi el capítulo, y que no entendía al principio, es que la corporación se llama E-Corp, pero como Elliot la odia y la considera la principal responsable de todos los males del planeta, cada vez que lee su nombre o la escucha nombrar lo único que percibe es “Evil-Corp”, y lo mismo sucede con el espectador. Esto es muy importante a tener en cuenta cuando vemos esta serie: todo el tiempo percibimos el mundo tal como Elliot lo percibe.


Los personajes secundarios de la serie son geniales. Para empezar, Angela tiene una evolución demasiado interesante y sorprendente, pasa de ser una chica tímida e insegura a una persona completamente diferente. En cierto momento parece perdida, hasta que finalmente hace un salto al vacío, cae y resurge con éxito. Darlene (Carly Chaikin) es otra mujer extraordinaria que aparece en esta serie, bad-ass como sólo ella podría serlo: increpa a quienes se ponen en su camino, lucha por lo que quiere y protege lo que es suyo. Por otro lado, tenemos a Tyrell Wellick (Martin Wallström), uno de los jefes ejecutivos de E-Corp, y también uno de los más jóvenes. Tyrell tiene una personalidad entrañable, es querible a la vez que odiable: hace cosas completamente cuestionables y al mismo tiempo no puedo dejar de desear que vuelva a aparecer en escena, tal es su carisma.

El resto de los personajes, en general, no tienen demasiada relevancia, o el hecho de señalarlos podría suponer un spoiler.


Sin embargo, el fuerte de esta serie no son los personajes, aunque su complejidad sea aceptable. Esta serie brilla por la construcción de su arco argumental, por la genialidad en la edición y dirección y por lo poderosos que son los plot-twist que tiene. Una y otra vez, de un capítulo al siguiente, la serie se entiende desde lecturas completamente diferentes a la luz de las nuevas revelaciones que se van haciendo. Y en un revisionado de los capítulos, te vas dando cuenta de las pequeñas pistas que la serie ha ido dejando aquí y allá, lo suficientemente sutiles como para que el expectador novato no se dé cuenta de que están allí.

Es brillante. Sencillamente brillante, cómo esta serie me ha tomado por estúpida durante 10 capítulos, para soltarme sobre el final de la temporada una revelación como una bomba. Cada capítulo es una joya, revela una nueva faceta de los personajes y del universo en el que están inmersos, y el final es tan sorprendente que no puedo más que repetir: brillante.

Me encantaría seguir divagando y fangirleando durante horas sobre Mr. Robot: lo absolutamente perfecto que es Rami Malek como actor, lo genia grosa de la vida que es Darlene, y lo mucho que me gustó la evolución de Angela. Podría hablar también de lo fantásticos que son los conceptos que maneja la serie: que el poder es una ilusión, que el dinero no existe y que el sistema es demasiado poderoso para destruirlo, por lo que sólo es posible hacerlo atacándolo desde dentro. De cómo el ansia de poder puede llevar a los actos más atroces. De lo tenebrosa y maravillosamente poderosa que es la mente humana.


En fin, que voy a tener que volver a repetirlo: Mr. Robot es brillante. Mírenla. Ya mismo, van a una página de torrents y se la descargan, o la compran en iTunes, o en Musimundo, lo que sea. Ahora. Esta noche ven el primer capítulo. Y ya me cuentan si pueden parar hasta terminarla.

Mientras tanto, quienes ya la vieron: hablemos del tema, por favor. Mi alma se muere por hablar de Mr. Robot. Eso sí: SIN SPOILERS, por favor, o si quieren poner un spoiler, que sea bien anunciado, aclarando de qué temporada hablan.


Entonces, díganme: ¿qué les pareció? ¿Quedaron tan enfermos de la cabeza como yo? ¡Revienten esos comentarios con Mr. Robot!

Share:

7 comentarios

  1. La primera temporada me gusto tanto como a vos: Esperaba lo mismo de la segunda y tenia muchas expectativas pero me decepciono enormemente. Pero coincido en que la primera es increíble. Besos enormes, Sofi! Nos leemos.

    ResponderEliminar
  2. Quiero terminar un par de series que tengo pendientes y después voy a empezar con esta ^^
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola! Había escuchado de esta serie pero creía que no era de mi tipo pero oh por Dió, es lo más genial que alguna vez escuché, ya mismo la voy a buscar.

    Gracias por la recomendación, saludos.

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola! escuché un montón de cosas de esta serie, buenas y malas. Y aunque me llamó la atención debo reconocer que la voy a empezar para abandonarla porque soy cero constante.
    Me alegra saber que te haya gustado y gracias por tu brindarnos tu opinión.

    Un besote y nos estamos leyendo!

    ResponderEliminar
  5. Hola!
    Escuché muy buenas críticas de esta serie. De hecho una de mis mejores amigas (con la que comparto el gusto por muchos libros y series) me dijo: TENÉS QUE VERLA!
    Debo confesar que todavía no le hice caso, pero después de leer tu reseña, tengo aún más ganas de las que ya tenía. Espero hacerlo pronto!!
    Me alegro que la hayas disfrutado tanto.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Hola! Habia visto algo de esta serie, pero nunca supe bien de que se trataba y por lo que veo que vos pusiste tiene un tema muy original. Me llamo mucho la atención, asi que cuando termine con mis series de ahora le voy a dar una oportunidad♥

    Es la primera vez que paso por tu blog, ya te estoy siguiendo♥

    Saludos!

    ResponderEliminar
  7. Hola Sofi. Hace mucho que no me engancho con series de tv ya que no tengo tiempo. Solo sigo Got y me gusta ver todos lis capitulos juntos por lo que tengo que evitar spoilers ja

    ResponderEliminar

Este blog está asociado con Tinker&Co., por lo que con cada comentario que me dejes, nacerá un hada en el País de Nunca Jamás.

¡Ayudanos a luchar contra la extinción de las hadas! ¡Dejá un comentario!